CREATINA, ¿CUAL SERIA EL MOMENTO PERFECTO?

La creatina es uno de los suplementos más vendidos y demandados. Ya que cuenta con muchas investigaciones tras de si que demuestran que realmente, este suplemento funciona para ganar músculo.

La creatina es un compuesto orgánico nitrogenado que podemos consumir a través de la carne, pero de forma insuficiente, ya que necesitaríamos un kilo de carne para obtener una dosis suficiente a nivel deportivo, y por ello se vende en forma de suplemento. Se sintetiza básicamente en hígado, páncreas y riñones a través de los aminoácidos.

Se han documentado, a través de muchísimos estudios, varios beneficios del consumo de creatina.

– Aumenta la fuerza y el ritmo de desarrollo de ésta

– Mejora a todos los niveles del sprint, tanto en marca personal como en recuperación

– Mejora la agilidad

– Aumento de la potencia de las piernas en el ciclismo

– Mayor rendimiento en los deportes de equipo

También se ha demostrado que la creatina amortigua la acumulación de ácido láctico e iones de hidrógeno, que son consecuencia del entrenamiento intenso. La creatina también ayuda a que los músculos luzcan más llenos, ya que en realidad atrae agua dentro de las células musculares, aumentando el volumen de los músculos.

¿Cuál es el mejor momento para tomar creatina?

Cuando se usa creatina, a menudo se recomienda una fase de carga que consiste en tomar 20 gr por día distribuidos en 4 tomas, idealmente tomados durante las comidas. Si deseas optar por la fase de carga, puede ser beneficioso que dure un período de 5 días, seguido de una fase de «mantenimiento» de 4 a 10 gr al día. Sin embargo, la fase de carga no es necesaria, y puedes optar simplemente por tomar 5 gramos al día, que es lo recomendable.

Idealmente, los mejores momentos del día para suplementarnos con creatina serían de 30 minutos a 1 hora antes de nuestra sesión de entrenamiento o inmediatamente después del entrenamiento junto con el batido de proteínas. Tomar creatina 30 minutos antes permite tener tiempo suficiente para que sea absorbida y aprovechada por el cuerpo para que tenga un efecto casi inmediato en el entrenamiento, pero no existe un acuerdo respecto al momento perfecto para tomar este suplemento. La verdad es que puedes elegir si te viene bien tomarla antes de entrenar junto con un suplemento de óxido nítrico (preentreno) o bien después del ejercicio junto con un batido de proteínas (mi opción personal).

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

X